Archive

Archive for July, 2010

JCVD

JCVD es una peli extraña dirigida por Mabrouk El Mechri en 2008 y que está directamente relacionada con su protagonista Jean-Claude Van Damme porque son las siglas de su nombre. Me llamó mucho la atención primero por la textura de la peli que está saturada hacia un sepia muy bonito y que es completamente diferente a sus clásicos deliciosos de la Serie B Cyborg, Black Eagle, Kickboxer, Lionheart o No Retreat, No Surrender.

La estaban rotando en Cinemax y en serio es bien entretenida.

JCVD es una combinación de la vida de Van Damme un poco alejado de Hollywood a manera de documental pero después mezclado con un argumento de ficción donde él como actor sortea una serie de dificultades muy cercanas a cualquier persona y termina viéndose en medio de un fuego cruzado y varias incertidumbres: Su vida, su hija, sus padres.

No es que sea la peli más conmovedora, a veces tiene sus tintes burlescos pero definitivamente tiene sorpresas muy fuertes y en algunos pedazos hasta secuencias muy interesantes de cámara. ¿De dónde salió este Mabrouk El Mechri? Ni idea. IMDb no habla mucho de él pero si sabemos que no es su ópera prima.

Advertisements

Gran Torino

30/07/2010 6 comments

Hablando últimamente de grandes contadores de historias, se me atraviesa esta peli de Clint Eastwood que vi más o menos hace un año en cine. Recien la están rotando por HBO y me encantó repetirla. Es una gran peli, independiente de las excusas que se introdujeron para hacerla (Eastwood fue contratado en la segunda gran depresión automotriz de Estados Unidos para levantar el mercado y aunque la Chrysler estaba vulnerable venía de una gran alianza con la Daimler-Benz AG, entonces la producción decidió pujar por un modelo entrañable de la Ford pero en otras condiciones esta peli hubiera podido llamarse LeBaron o Cordoba).

El Torino fue una versión de lujo basada en el Ford Fairlane pero al principio fue visto como una subgama de este y fue sólo hasta 1971 que el Torino adquirió su verdadera posición en la historia automotriz. En 1976 agravada la crisis petrolera se descontinuó su producción. Fue tal vez esa la excusa para retomarla en este momento, recordarle al público norteamericano que en el pasado hubo también otras crisis pero que igual fueron superadas, una oportunidad de esperanza que Eastwood no dudó en tomar.

Digamos que la excusa incluso irrumpió en algunas partes del diálogo donde un viejo setentón, agrio y refunfuñón, ultra nacionalista que trabajó toda su vida en la Ford dice naturalmente “no podías haberte comprado una camioneta americana” mientras se aleja el logo de la Toyota Land Cruiser de su hijo, es casi imperceptible pero ahí está. Dos o tres alusiones más al carro y ya. Pasa a un segundo plano, no es lo importante, lo importante vuelve a ser este genio contador de historias y su viejo amargado de apariencia xenófoba.

Una gran peli con un final escalofriante, un empotramiento del héroe clásico, poderoso, noble, inteligente, lleno de sabiduría (incluso he escuchado que Eastwood sigue siendo súper sexy, no entiendo como un Dirty Harry de setenta años pueda ser sexy pero igual lo he escuchado). Una peli de referencia llena de nominaciones pero con pocos premios. para mí un clásico instantáneo.

Shaun of the Dead

28/07/2010 2 comments

Shaun es un hombre de mediana edad, de clase obrera y con problemas con su novia. Su gran compañía es un bueno para nada, borracho, marihuanero, adicto a la holgazanería y gran causal de sus problemas con su compañero de apartamento, sus amigos, su trabajo y obviamente su novia. Shaun quiere tener una mejor relación con su novia y con su madre para eso tendrá que ganarse la confianza de los amigos de su novia y su padrastro.

Las pelis escritas por Simon Pegg generalmente tienen ese matiz de crisis de la mediana edad; lo divertido, aparte de su humor natural y bastante fino, es como lo adapta a un policía súperdotado o a un gordito que quiere correr la maratón para recuperar a su prometida. Shaun of the Dead es de 2004, y la filma con todo el equipo que la hace maravillosa Edgar Wright en la dirección, Pegg en la historia, Wright en el guión, Nick Frost y Dylan Moran en el reparto y la invitación estelar de Bill Nighy como el padrastro.

A mi forma de ver, si esta peli es de zombies o no es sólo un bono para hacerla exquisita porque si uno es asiduo a las pelis de Simon Pegg sabrá que no hay duda que esta peli es una imperdible. Que lo digan las cuatro nominaciones y dos premios en festivales independientes de Europa donde Pegg es reconocido por el buen guión de esta peli. Pero si hablamos puramente del género, Pegg plantea un nuevo muerto viviente, sí obtuso, sí torpe, sí bajo de oxígeno en su cerebro pero más como una crítica al sedentarismo, a la holgazanería y a la cotidianidad.

You Don’t Know Jack

27/07/2010 3 comments

El Doctor Jack Kevorkian es un personaje de bastante renombre en Michigan. Mejor conocido como Doctor Death es responsable del término suicidio asistido y su voluntad fue ayudar a todas aquellas personas que deseaban una muerte agraciada y honorable. Un hombre con esta visión en una sociedad doble moralista como la estadounidense no hubiera podido tener otro final.

Barry Levinson director comercial reconocido en Hollywood se pone a la tarea de traernos la versión televisiva de este filántropo mal visto por esta sociedad y darnos un giro bastante interesante y polémico. No me deja de dar vueltas un par de frases de la peli donde se manifiesta que los médicos se sienten siempre como dioses que son capaces de interrumpir procesos naturales con una pastilla, con un jarabe, con una inyección o con un tratamiento para resolver nuestras quejas. ¿Rudo? ¿Qué tal si estos semi-dioses preconciben ideas judeo-cristianas donde el dolor y el sufrimiento nos hace más nobles para recibir a dios? De pronto, nos hacen devolver a épocas tardías del medioevo donde el recien descubierto éter no fue usado sino hasta finales del siglo XIX porque el hombre debía responder a ese sufirmiento por un dogma teológico. Entonces, ¿si esas preconcepciones fueron resueltas hace tanto tiempo, si sentimos que estamos sufriendo, que nuestras enfermedades terminales nos perjudican y que aún somos seres racionales que podemos tomar decisiones autónomas ¿por qué no nos es permitido resolver nuestras vidas como sólo nosotros mismos lo deseamos?

Es controversial y plantea esta hipótesis durante todo su desarrollo. Deja abierto su juicio a cada uno de nosotros, aunque en nuestro ambiente colombiano, parroquial, retrógrado, reaccionario y ultraderechista, que ni siquiera permite un suspiro homosexual sin una mirada de prejuicio o segregación, no imagino la dura lucha por tan sólo poner en debate este pensamiento. No es fácil dejarle esa opción a los demás, en su debido momento yo la tuve que tomar y creo fue lo más duro y trascendental que he hecho en mi vida, hubiera sido más fácil si me hubieran ayudado, que la decisión no fuera completamente mía. No me arrepiento de nada y por el contrario siento que esa persona fue feliz con la integridad de su vida vivida. Ese hecho nunca demeritó un sólo pelo de su imagen y por el contrario la llenó de gracia y honor pero hacerle entender eso a la gente es más que titánico y complicado. No es una peli complicada de entender por el contrario es bastante sencilla y trata de poner un poco de crudeza (y algo de textura) en sus imágenes para que entendamos los límites de lo que puede llegar a ser esa decisión.

Al Pacino se venía repitiendo en un papel eterno de italo-americano en conflicto, sorprende con este papel donde sin mucho maquillaje se transforma en un ser humano casi insignificante, un ser común y corriente, achacado, gibado y muy diferente a lo que venía haciendo, un papel refrescante para él como para nosotros como seguidores de su carrera. Al lado de él de manera aceptable es acompañado por Danny Huston, Brenda Vaccaro, John Goodman y Susan Sarandon.

La están rotando por HBO este mes.

Cassandra’s Dream

25/07/2010 4 comments

Unos créditos de letras blancas romanas y bastante grandes, como para poder leerlas sin gafas en su eventual pérdida, un fondo negro, una entrada sobria. Cuatro, cinco, seis, grandes nombres gigantescos aparecen en pantalla y se disuelven en una cámara en plano abierto que recorre suavemente el diálogo de dos hermanos que van hacia un muelle a revisar un barco que quieren comprar, la ansiedad les brota por cada poro de su cuerpo y son dos niños tratando de comprar un juguete multimillonario y excéntrico.

El ambiente es turbio, mientras las imágenes son saturadas con una hermosa fotografía de alguna locación en la campiña británica, los acontecimientos se vienen enredando más y maás hasta lograr un estado de tensión máximo donde por fin tiene coherencia esa musicalización intrigante y casi mezquina.

El nudo no aguanta más y el cielo se quiebra en una inocente llovizna veraniega, en otras ocaciones refrescante y calmante, en esta oportunidad, ácida, cálida, furibunda y amarga.

Está claro que cuando Allen no hace comedias, tampoco hace melodramas, desarrolla un drama angustiante dentro de tramas intrincadas que nos llevan a unos enredos mentales y unas dialécticas internas sobre moral, cuando entre la espada y la pared empezamos a apoyar a un anti-héroe que puede ser un predicador de mentirillas, un ladrón, un apostador compulsivo pero varias veces ha sucedido que ese ladronzuelo termina siendo un asesino y es cuando la cosa se nos complica bien adentro (o bueno por lo menos a mi sentirme apoyando este tipo de personas me parece inaudito).

Ahora bien, aunque disfruto mucho las comedias de Allen y sus pelis seudo-policíacas, su toque burlesco en sus intrigas estadounidenses estaban bien pero esta nueva etapa se me antoja exquisita. Este tipo de pelis me recuerdan los clásicos thrillers y sus maestros en Inglaterra, Francia e Italia.

Finalmente, esos nombres en la marquesina que resaltaron al instante son Ewan McGregor, Colin Farrell, Sally Hawkins, Tom Wilkinson, Philip Glass en la música y obviamente Woody Allen en la dirección.

Genial.
Woody Allen es un excelente contador de historias.

Nota personal. La mejor frase de la peli “…no puedo pensar más en eso, mejor disfrutemos nuestros tragos” 😉

Kirschblüten – Hanami

24/07/2010 5 comments

Esta peli llegó por accidente a mi. Doris Dörrie interrumpió mi monotonía con un golpe duro que conmovió mis entrañas. Un golpe para aquellos que extrañan a sus padres, a sus hermanos o a sus hijos pero por lo mismo recomiendo para cada uno de aquellos que haya perdido un ser querido de los anteriormente nombrado, para que disfrute esta peli como exortación de los recuerdos más bonitos y más amargos al lado de ellos.

Debo confesarlo he estado un poco ocupado en muchas cosas diferentes al blog y no tuve tiempo de estudiar bien la cartelera de cine. Me presenté un día al Avenida Chile y la función estaba completamente llena, me causó algo de intriga saber qué era eso que estaba atrayendo tanto a la gente, sea comercial o no, ese tipo de fenómenos me fascinan.

Pues he entrado y me he topado con una obra impecable en casi todo sentido. Una historia súper bien llevada de principio a fin, unos personajes fascinantes muy bien desarrollados, una dirección buena que permitió sorprendernos, sonreir, conmovernos y alucinar al lado de estos personajes maravillosos. Tal vez el único lunar que sentí tiene la peli es que la filmación debió haber sido con una Red One, o alguna de sus primas súper digitales, y me fastidió su textura y extremada saturación con la luz del día, la peli huiera sido filmada normalmente y hubiera sido absurdamente maravillosa.

Esto no opaca el trabajo de todo el equipo y la sensación maravillosa de salir de la sala con esa satisfacción de no tener un final convencional e igual no sentirse traicionado. Una historia sencilla que resalta nuestra efímera existencia en este mundo con la sensación eterna y confortable de estar sobrecogido en los momentos más sencillos que nos ofrece la vida al lado de los más queridos. Al principio tiene todo el corte lastimero de ser un melodrama sin mayor trascendencia: Cuidado. Prepárense para sentir esa cálida puñalada y después no digan que no se les advirtió: No podrán soportar el innegable secreto de Hannelore Elsner que actúa como Trudi y el amor inconmesurado de Elmar Wepper que actúa como Rudi que ha permanecido en botón durante demasiado tiempo y florece gracias al cuidado y cariño de Yu.

Nota personal. Dos cosas me dejaron intrigado ¿qué hace ese chillido de cuervo de principio a fin de la peli acompañando en off todos los espacios abiertos? y ¿hay tanta moscas en Alemania o es que cuando se reúnen más de dos de ellos aparecen las benditas moscas?

The Social Network

22/07/2010 2 comments

La verdad no se qué pensar de esta peli que se nos viene. Últimamente como que las pelis de Fincher termina uno defendiéndolas más de lo que debiera. Que Benjamin Button es de digerirla un poco más, que Zodiac no es tan larga y así hasta llegar melancólicamente a sus piezas más geniales donde no había que disculparle nada.

En fin, una historia basada en la realidad de los negocios que al final siempre serán duros de llevar y que depende de la versión se puede hablar de traición, mezquindad, aprovechamiento o por el otro lado en oportunidad, viveza y hasta sagacidad.

Un par de caras conocidas como Jesse Eisenberg de Zombieland, Andrew Garfield de The Imaginarium of Doctor Parnassus o el mismísimo Justin Timberlake que poco a poco va tomando su posición en Hollywood cada vez más con su estilo y tirado un poco más hacia el drama.

En fin, será verla y discutirla hasta ese entonces. Por ahora les comparto el corto que me encontré y que me parece bastante bonito.

%d bloggers like this: